miércoles, 19 de marzo de 2008

Alberto Vega

Siento no haber llegado a conocer a Alberto Vega, pero me alegro de que haya dejado su poesía.

POEMO

Una vez aceptado que las manos
son la única parte visible del cerebro,
habremos de añadir a tal descubrimiento
un hecho descabal y contrastado:

hay quien dispara, fuma o acaricia,
quien oculta en los bolsillos su desidia,
quien se hurga en la nariz o escribe versos
con encemanograma sucio y plano.



NO IMPORTA (O QUIZÁ IMPORTA DEMASIADO)

Un poema es una carta extraviada
en el buzón del tiempo.

Tú y yo jamás hablamos de sexo o de política.

Por cierto, me gustaría saber de qué lado
estás, oir el rumor cierto de tu vida,
vestirme con tus ropas, tus gestos, tus manías,
con el tamaño exacto de tu fe y tus desengaños.

Pero un poema tan sólo es una carta
extraviada
en el buzón del tiempo.

Que alguien crea a un hombre que ha cruzado
ilegalmente la frontera de su edad
con sus dudas y su asombro de contrabando.


Alberto Vega ( ambos poemas de Estudio melódico del grito)

2 comentarios:

Hernán dijo...

Va a hacer ahora 2 años de su muerte y apenas puedo conseguir sus libros. Gracias por recordarlo.

Esperanza dijo...

Recordarlo es muy fácil una vez que se han leído sus poemas, no se pueden olvidar.
Un saludo